Tres errores frecuentes

Tres errores frecuentes en deportistas de combate

1. No planificar

Para que un entrenamiento tenga unos resultados optimos debe estar bien organizado y planificado. Normalmente los entrenadores de las distintas disciplinas de deportes de combate siguen una planificación que varia según los objetivos y el momento de la temporada. Sin planificación solo puede haber fracaso.
 

2. Entrenar demasiado

Algunas personas no entienden que más no es mejor. Mejor es mejor. En nuestros entrenamientos debe primar la calidad y no la cantidad. Tan malo sobreentrenar como entrenar con estímulos incorrectos o no específicos.

Siempre que entrenemos debemos hacernos las preguntas ¿por qué? y ¿para qué?  ¿Por qué voy a correr doce kilometros todos los días si voy a pelear a tres asaltos de dos minutos? ¿Para qué sirve?
Si tu entrenador te dice que descanses, descansa. Los descansos son fundamentales, ayudan a que el musculo se recupere correctamente y evitan lesiones.
Tener una planificación y no respetarla es como no tenerla y eso nos lleva al punto de salida.
 

3. Mala nutrición

Esos atletas que después de entrenar dos meses sin control, cuatro horas diarias, sin descansar ningún día y que según se acerca la competición te dicen que se ven hinchados “¿Crees que retengo liquidos? ” Lo que no retienen son las directrices que todo buen entrenador te da sobre las pautas alimentarias. Esperan a la última semana para bajar 3, 5 o 7 kilos y luego se preguntan porqué estan cansados y no rinden como ellos pensaban. Y de nuevo en el punto de salida.

Estos son los errores que con más frecuencia podemos encontrar en los deportes de combate en amateur y neoprofesional.

Resumiendo, es imprescindible la planificación, pero sin olvidar que una planificación sin disciplina no sirve para nada.

El éxito es el resultado de la disciplina en el día a día. Y la disciplina conlleva estudio, responsabilidad, honestidad, respeto, limpieza, constancia, paciencia y tenacidad.

Cuando la motivación se acaba solo queda la disciplina.

Campeonato de España de Kickboxing 2018 FEKM

CatoEspañaMarin

Fin de semana intenso en tierras gallegas. Dos de nuestros competidores se desplazaron hasta la localidad Pontevedresa de Marín, como parte de la selección madrileña, para participar en el campeonato de España de tatami sports. Torneo para las categorías de infantil, cadete y junior.

Pabellón demasiado ajustado donde los competidores estuvieron apretados, compartiendo espacio con el público y prácticamente sin lugar donde calentar.  A pesar de todo, gracias al trato siempre amable, de la organización local, a los grandes bocadillos de la cafetería, las cajas de fruta para los competidores y las botellas de agua en los tatamis pudimos disfrutar del buen ambiente de la competición.

Destacar el trabajo de los servicios de emergencias con una médico que nunca perdió la sonrisa mientras esprintaba de competidor en competidor, hora tras hora. Toda una campeona.

Paola Lucas llego con facilidad a las finales de lightcontact, pero tuvo que conformarse con una plata, en una final muy ajustada contra una rival de Castilla-La Mancha.

En la modalidad de kicklight paso la semifinal derrotando a la competidora gallega. En la final se enfrento a la representante catalana, que demostro un nivel superior y una forma física excelente. Un merecido segundo puesto para nuestra chica.

Paola Lucas
Stefan Vatamanu

Debut para Stefan Vatamanu que  se estrenaba en las competiciones nacionales con dieciocho años.A pesar de los nervios del principiante hizo un buen papel en lightcontact, en una pelea muy igualada hasta que el médico le impidió continuar por una hemorragia nasal que no remitía.

Al día siguiente, se colo en las finales después del abandono de su rival, por una lesión en la tibia, al chocar contra su rodilla. En la final, nuevamente hemorragia nasal y abandono por prescripción médica. Triunfo para el asturiano.

Selección madrileña 2018. Infantil, cadete, junior.

Spanish Open 2018

 

Nuestro equipo de competición se desplazó ayer a Arganda del Rey para participar en el Spanish Open celebrado por la WKA Spain. Alto grado de participación y buen ambiente, para nuestros competidores.

Paola Lucas gano, una vez más, en la modalidad de light contact sub16 por TKO. Aunque la madre de su rival se empeño en que terminará el combate. Algo inusual en este tipo de campeonatos en los que los árbitros suelen mostrarse inflexibles.

Renata de Almeida se tuvo que conformar con un segundo puesto en su debut como competidora.

Luisa Burgos quedo sub-campeona en la modalidad de K-1 en la que también debutaba.

Pablo Gómez quedo campeón en la light contact demostrando una gran superioridad frente a sus competidores.

Dris El Moukhtari sorprendió a propios y extraños con una pelea en la que mantuvo un ritmo arrollador en los tres asaltos que duro la semifinal. Tuvo que conformarse con un segundo puesto, ya que el ritmo trepidante de la anterior pelea le paso factura en la final.

Mario Rubio paso sobradamente las semifinales contra un contrincante que siguió la máxima de rendirse nunca, retroceder jamás de principio a fin del combate. En las finales se enfrentó  a otro de los nuestros, Orlin Sokolov que demostró su gran experiencia y buen estado de forma, a pesar de sus cuarenta y dos años.

Para finalizar Tudor Trifu en K-1 light. Debut en esta modalidad en la que no había participado nunca. Un gran ritmo, eficiencia y eficacia, marcando puntos claros, en tres asaltos, contra un buen contrincante, que le superaba en envergadura. Al final, victoria para su rival, decisión con la que no terminamos de estar de acuerdo. Pero, ¿qué sería de un campeonato si todo saliese bien?

En total cuatro oros y cinco platas, más que merecidas, para nuestros jóvenes competidores(casi todos) en un sábado de competición.

 

 

Campeonato de España de Light Contact 2015

España 2015 Ramón-Gabriel

 

Una nueva edición del campeonato de España de la FEK. Light Contact.

Destacar el gran nivel de los competidores y el esfuerzo de las autonomías por presentar equipos cada vez más completos. No así el nivel de los árbitros que, una vez más, dejaron al descubierto la falta de formación, criterio y seriedad que su oficio requiere.

Esta vez, solo pudieron ser dos bronces. El  primero fue  para Gabriel Perez, que con solo once años demostro que el trabajo duro tiene su recompensa. Nuestro especialista favorito, Ramón Álvarez, logró meterse en semifinales, donde se enfrento al representante de Castilla-León que acabo imponiendo su destreza.

Elena Ortíz, Luisa Burgos y Héctor Ruiz no pudieron pasar la eliminatorias. Una nueva experiencia, llena de sentimientos positivos que acabaran siendo lección de vida. Orgullo de entrenador, que más allá de la consecución de un metal, observa como crecen aquellos que le rodean…

Quedan los power style y mucho trabajo duro por hacer.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Esta es una tienda de demostración para realizar pruebas — no se completará ningún pedido. Descartar